La tarjeta sanitaria europea es un documento indispensable de cara a realizar viajes alrededor de Europa, ya que te permite gozar de asistencia sanitaria en condición de residente, independientemente del país donde te encuentres (siempre y cuando forme parte del espacio Schengen). Para solicitar la tarjeta europea y encontrar más información interesante sobre este documento, visita tarjetaeuropea.com. Veamos quién tiene derecho a la tarjeta sanitaria europea y cómo solicitarla.

¿Quién puede solicitar la tarjeta sanitaria europea? Requisitos

Al ser un documento con validez en territorio europeo, el principal requisito para obtenerla consiste en estar asegurado por el sistema de Seguridad Social del Estado al que pertenezcas. En el caso de los residentes españoles, podrán solicitar la tarjeta sanitaria europea todos aquellos que cumplan alguno de los siguientes requisitos:

  • Ser trabajador afiliado al sistema de la Seguridad Social, es decir, todos aquellos dados de alta como trabajadores por cuenta ajena o propia.
  • Percibir algún tipo de prestación ofrecida por la Seguridad Social, como el paro.
  • Ser pensionista de la Seguridad Social.

Además, toda aquella persona dependiente del trabajador asegurado por la Seguridad Social también pueden solicitar la tarjeta sanitaria europea, como beneficiarios de su derecho.

¿Cómo se solicita la tarjeta sanitaria europea para un beneficiario?

A la hora de pedir la tarjeta sanitaria europea para un beneficiario, si lo hacemos a través de internet, debemos prestar especial atención cuando vayamos a rellenar el formulario. En la primera parte de este, tendremos tres opciones para comenzar la solicitud:

  1. Tarjeta solo para el titular del derecho.
  2. Tarjeta para el titular del derecho y beneficiarios a su cargo.
  3. Tarjeta solo para beneficiarios a cargo del titular del derecho.

Si elegimos la primera opción, la tarjeta será exclusivamente para el titular del derecho. En cambio, la segunda se utiliza cuando vamos a solicitar una tarjeta para el titular, que a su vez incluya a uno o varios beneficiarios del derecho en ella. Por ejemplo, si tienes un hijo menor de edad y lo vas a llevar contigo, puedes pedir tu tarjeta e incluirlo a él como beneficiario del derecho.

La tercera opción está destinada para todos aquellos que quieran la expedición de una tarjeta individual para cada beneficiario del derecho. Si ya tienes tu TSE pero alguna persona que puede ser beneficiaria va a realizar el viaje, debes marcar esta opción, recibiendo su tarjeta individual de manera corriente y en un plazo máximo de 10 días.

¿Cuánto tarda en llegar la TSE? ¿Cuál es su validez?

Una vez solicitada la tarjeta sanitaria europea, independientemente de la vía que hayas escogido para hacerlo (online, presencial o telefónica), llegará a tu casa en un plazo máximo de 10 días. Hay que tener cuidado, ya que puede que, en ciertos casos, falte documentación por aportar u ocurra algún problema con el envío, el cual se puede retrasar.

La TSE tiene una validez de 2 años desde el momento en el que la tengas en tus manos. Una vez pase este tiempo, tendrás que renovarla para seguir disfrutando de sus coberturas, siempre y cuando sigas cumpliendo con los requisitos mencionados previamente.

Cómo pedir cita previa para solicitar la tarjeta sanitaria europea

En resumen, si tienes alguna cobertura o afiliación a la Seguridad Social, podrás solicitar tu tarjeta sanitaria europea para realizar tus viajes por Europa. Además, las personas a tu cargo también podrán disfrutar de ella con la condición de beneficiarios del derecho.